Conquista

Hija del camino de la Plata

Población: 530 habitantes.

Gentilicio: Conquisteños.

Defensor de salteadores cuando fue parada en el camino de la Plata, en Conquista se reconoce el silencio, la tranquilidad en un entorno de callecitas limpias y blancas, de fuerte granito en sus dinteles, para salir después en busca de espesas y frondosas dehesas de encinar en sus alrededores donde pastan rebaños de reses y cerdos.

Un interesante retablo barroco se alberga en la parroquia de Santa Ana, titular de sus fiestas patronales, entrañables, donde son típicos los encierros y la lidia de novillos; muy peculiar es la talla de las tablillas, hecha con una simple navaja con la que los pastores adornan los cierres de los zurrones de cuero, y los morteros de madera con los que se hace el gazpacho.

Parroquia de Santa AnaConquista tuvo su origen en los siglos bajomedievales en torno a unas ventas destinadas a asistir y prestar protección a los viajeros que transitaban por el camino de La Plata. El nacimiento de esta población quedó reflejado en la novela “Vida del escudero Marcos de Obregón”, de Vicente Espinel: “llegamos a Conquista, que es pueblo que se comenzaba entonces”.

Poco poblada desde la antigüedad, Conquista alcanzaría su esplendor a finales del sig

lo XIX y en las primeras décadas del XX, debido a las explotaciones mineras y a la llegada del ferrocarril. Este nacimiento en torno al Camino de La Plata de Córdoba a Toledo ha dispuesto un poblamiento en torno a una calle camino sobre el que se asientan unas casas de dinteles graníticos y estancias abovedadas. Muy próximo al pueblo, en el parque de Navagrande y rodeada de un extenso y poblado encinar, se encuentra la ermita de San Gregorio, una moderna construcción que cobija la imagen del patrón de esta localidad.

Parroquia de Santa Ana
Está construida sobre una antigua edificación del siglo XVI, que había recogido las tradiciones existentes en la zona con respecto a esta advocación, y que recibió la visita de importantes personajes como Santa Teresa de Jesús.

La Iglesia actual tiene tres naves separadas por pilares con arcos de medio punto. Cuenta en su interior con un interesantes retablo de madera tallada y dorada procedente de la iglesia cordobesa de San Basilio, que presenta una clara disposición barroca en cuanto a cuerpos, calles y coronamiento.